La UE endurece los requisitos de seguridad

La UE endurece los requisitos de seguridad

La UE se pone seria y decide aprobar un nuevo Reglamento General de Seguridad con el objetivo de reducir los accidentes abordando problemas de los usuarios mas vulnerables.

La UE endurece los requisitos de seguridad/mallabiena.esAunque según la Dirección General de Tráfico (DGT) las cifras de fallecidos y heridos graves cada vez es menor, en 2017 se produjeron más de 100.000 accidentes en la Unión Europea, 25.300 fallecidos y 135.000 heridos de gravedad. En lo que va de semestre, ya son 389 los fallecidos en carreteras españolas, lo que supone el mejor dato en nuestra historia.

Con el objetivo de que para 2050 no haya ningún accidente, el Parlamento Europeo ha aprobado este nuevo Reglamento General de Seguridad con el que pretende adecuar las normas de seguridad a los problemas actuales. Han querido enfatizar en los usuarios mas vulnerables de la vía pública: ciclistas y peatones. También se han incluido por primera vez otro tipo de vehículos que hasta ahora carecían de regulación alguna como los patinetes eléctricos, sillas de ruedas, etc.

No solo se trata de aumentar las medidas de seguridad, si no de facilitar la conducción al usuario y fomentar así su protección. Por eso desde el Parlamento insisten en la necesidad de que todos estos vehículos “nuevos” tengan también soluciones tecnológicas que faciliten la conducción; asistentes de velocidad, sistemas avanzados de frenado de emergencia y mantenimiento de carril, advertencia a la somnolencia, avisos de distracciones y detectores de marcha atrás, entre otras cosas.

Juan Portillo, Director Técnico de ITV de TÜV SÜD España: “Los sistemas de asistencia al conductor serán más importantes aún en los vehículos de conducción autónoma. Aunque hay muchos proyectos en marcha, tendremos que definir un marco legal y unos requerimientos técnicos que garanticen la seguridad y protección frente a las funciones de conducción altamente autónoma”.

También han decidido re formular algunas de la decisiones ya tomadas en 2014 que quedaron incompletas, como el avisador del cinturón de seguridad que vendrá a ser obligatorio y se extiende a furgonetas, turismos, camiones y autobuses. Al igual que ocurre en la aviación, se está barajando la posibilidad de incluir una “caja negra” en algunos vehículos para recopilar datos útiles de cara al futuro como conclusiones de accidentes de tráfico, análisis de datos, etc.

La idea es que todos estos sistemas se incorporen paulatinamente desde 2022 para que estos “nuevos vehículos” se vayan incorporando al marco legal sin ningún tipo de problema y contratiempo, mirando siempre por el bien común. Las propias empresas que comercializan este tipo de vehículos alegan que ven lógico y necesario que exista una legislación para la circulación de sus aparatos, pero siempre con un plazo y leyes lógicas que aportan soluciones de movilidad eficientes.

 

0 Comentarios

Escribe un comentario

Campos con * obligatorios